Puntuación del post

Introducir un sistema de gestión es un aspecto clave en cualquier empresa. Hay que tener en cuenta que un ERP es un programa que utilizará toda la empresa, y si todo va bien será durante bastantes años. A esto hay que añadir que será la principal herramienta de trabajo de todos los empleados y el foco en torno al que girará la gestión económica, logística y productiva.

Normalmente cuando estamos en plena búsqueda de un sistema de gestión nos fijamos en sus principales características en cuanto a especificaciones, y está bien hecho. Está claro que si el programa no cumple con nuestras necesidades mínimas entonces no tiene sentido implantarlo en nuestra empresa. Pero otros aspectos o “letra pequeña” que son tan importantes como lo anterior, ya que pueden influir sobremanera en nuestro trabajo diario.

 

Los “otros” aspectos de un ERP.

 

Adaptabilidad.

Está claro que un ERP es un programa y de por sí no va a encajar en nuestra organización como anillo al dedo, pero debe tener cierta adaptabilidad. Una otra opción es hacer un programa a medida pero las horas de trabajo que supone hará que está opción solo sea alcanzable para unos pocos por el alto coste. Si miramos entre los diferentes ERP que hay en el mercado una pregunta necesaria y obligada que debemos hacer es, cual es el grado de adaptabilidad del sistema y si permite modificaciones, cada negocio es diferente y esos pequeños detalles pueden ser un factor diferencial. Por eso en QERP tendrás un sistema adaptado a tus necesidades.

 

Integración.

Poder añadir otras herramientas a mi sistema tiene y debe ser una opción, puedes estar a gusto con tu programa de contabilidad y no por introducir un nuevo programa de gestión tener que quitarlo. Así que cuando estés mirando no dudes y pregunta cuál es el grado y la capacidad de integrar otras herramientas.

 

Presupuesto.

Punto importante, no te conformes con precios o tarifas que te pasen a groso modo y lee atentamente la letra pequeña, ya que de un presupuesto atractivo puede que tengas un disgusto al no incluir funciones básicas para tu gestión que luego tendrás que pagar. Pide presupuestos firmados y con precio cerrado.

 

Migraciones.

Llevar tus datos de un sitio a otro es fundamental. Tus datos son tu trabajo diario, de muchos días, meses y años así que poder exportarlos e importarlos es fundamental. Consulta las posibilidades y el coste de las migraciones que quieres realizar y así tendrás un quebradero de cabeza menos.

 

Actualizaciones, formación y soporte.

De nada sirve tener la mejor herramienta del mundo si no sabemos manejarla, por ello es muy importante tener formación específica por departamentos para poder sacarle el máximo partido a tu sistema de gestión. Ni que decir tiene que es muy importante tener un plan de actualizaciones que permita que tu plataforma sea segura y estés pagando por un sistema en constante evolución. La otra pata de este punto es el soporte, es necesario y vital para nuestro negocio tener un sistema de soporte que nos resuelvan nuestros problemas con la mayor rapidez y eficiencia para no perder el tiempo.